Rick Stein

Uno de los placeres más grandes de la vida sin duda es la comida, y mucho más cuando llega una ocasión especial y estás buscando desesperadamente un lugar al donde ir. Cuando se acerca una fecha especial sin duda quieres sorprender a esa persona, y que está cuando le preguntes que quisieras comer?, responda; comida del mar, por mi mente solo pudo pasar imposible NO.! Estamos en Londres una de las capitales del mundo, donde cualquier cosa que se te pueda antojar de seguro existe, el problema es: a donde se puede ir comiendo bien y que no tengamos que empeñar la vida (para nadie es un secreto que es “really expensive” esta ciudad), Es así como descubrimos este lugar “Rick Stein”, ubicado en Barnes, Londres.

Fui aquí por el cumpleaños de mi hermana, éramos una mesa de 5 adultos y una niña, la verdad desconocía el lugar fuimos después de buscar y buscar comida Del Mar en londres que luciera bien y no costara 30£ el plato, creo que acertamos, al llegar al sitio y durante toda la cena la atención fue magnífica, la comida bastante buena y una carta muy amplia de vinos, si vas con niños hay un menú para ellos a muy buen precio. El total de la cuenta 270£ esto incluye; 2 botellas de vino (en la carta encuentras desde 26£), 2 botellas de sparkling water, 6 platos principales, 3 entrantes 2 postres y cafés, el entrante hot sellfish incluía langostinos, mejillones, entre otros, que de sabor estaban estupendos.

Los entrantes van en precios desde las 8 a las 18 libras, siendo este último el más caro y el único de este precio. Particularmente a mi después de haber vivido en Galicia, España me he vuelto muy exigente con el tema de comida Del Mar, y aunque no estaba en Norte Español, este lugar puede declararse como uno que utiliza un buen producto. Pedí el “mussels”; estás acompañado con un topping de bacon que no me ha gustado nada, pero creo que es un poco por el País en donde estamos, del resto nadie comería mejillones con bacon. También probamos el “Loch duart salmón tataki”, exquisito la salsa de soya caramelizada no podía estar mejor, y por último elegimos el “Hot Sellfish”, que es una combinación de mariscos y moluscos, servidos con una salsa de ajo, perejil y limón que resaltaba el sabor.

Las porciones es lo que más me ha asombrado en los platos principales, estás fueron bastante generosas, así que si lo estás pensando anímate a ir que con hambre no quedarás.

El lugar es bonito, cuenta con parking y una excelente atención, para ser un restaurante de este estilo, los precios están bastante equilibrados.

Espero volver a este sitio y seguir degustando otros platos. 🌸

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s